De  elespectador

El número uno del mundo venció al francés Jo-Wilfried Tsonga, con parciales de 6-3, 7-5 y 6-4 y ahora se medirá con el canadiense Denis Shapovalov.

Fue la repetición de la final del 2008, esta vez en segunda ronda. Los mismos protagonistas, momentos diferentes y el mismo resultado: Novak Djokovic venció a Jo-Wilfried Tsonga, por 6-3, 7-5 y 6-4, y accedió a la tercera ronda del Abierto de Australia, torneo que ha ganado en seis ocasiones.

El número uno del mundo necesitó de dos horas y cuatro minutos para dejar en el camino a un francés que es la sombra de lo que fue en temporadas pasadas, que no tiene la consistencia de antes y que se ve inseguro con su derecha, el golpe con el que no fallaba. Eso lo aprovechó el tenista serbio, quien siempre fiel a su manera de jugar un paso por detrás de la línea de base, no dio ventajas y ratificó su favoritismo.

Con el 74% de los puntos ganados con el primer saque, Djokovic tuvo siempre la iniciativa, cometió menos errores no forzados y logró despachar a un rival en sets corridos, algo que más adelante será beneficioso para él si de desgaste físico se trata.

Ahora, el máximo favorito se medirá con el canadiense Denis Shapovalov por un cupo a la cuarta tonde del primer Grand Slam del año.

Entretanto, en otros resultados de la jornada, Milos Raionic dejó en el camino al suizo Stanislas Wawrinka, con parciales de 6-7 (4), 7-6 (6), 7-6 (11) y 7-6 (5), mientras que el alemán Alexander Zverev, cuarta cabeza de serie, dejó atrás al francés Jeremy Chardy por 7-6 (5), 6-4, 5-7, 6-7 (6) y 6-1.

 

Deja un comentario