De  Okidaio

Cinco personas han sido detenidas durante una concentración en protesta por un acto del presidente de Vox, Santiago Abascal, y el fundador del partido José Antonio Ortega Lara en el Auditorio de Zaragoza en el que han reunido a cientos de personas, según han informado fuentes de la Delegación del Gobierno en Aragón.

Los concentrados contra Vox, convocados por las redes sociales, se han desplazado hasta el campus universitario y al avanzar hacia el Auditorio en el que se celebraba el acto han lanzado piedras y palos contra agentes de la policía que han respondido con una carga.

Los disturbios, en los que los concentrados han quemado seis contenedores y han causado daños a varios vehículos aparcados en la zona, según han indicado los bomberos de Zaragoza, han obligado a cortar el tranvía durante catorce minutos entre Romareda y Gran Vía y el tráfico rodado en las calles Pedro Cerbuna y Domingo Miral.

El éxito de aforo que ha logrado Vox en Zaragoza ha sido tal, a pesar de los ataques de los radicales, que el propio presidente de la formación, Santiago Abascal, ha salido tras finalizar el encuentro a la calle a saludar a los cientos de personas que se han quedado fuera al haber sitios limitados y a los que ha agradecido su presencia y que hayan esperado a pesar del frío para mostrar su apoyo al partido.

Estos ataques sufridos por la formación emergente no son algo aislado, y se han convertido ya de hecho en la norma cada vez que los de Abascal realizan un acto de precampaña electoral de lo que han denominado “la España Viva” para referirse a sus votantes.

Este miércoles fueron escracheados también por simpatizantes de la izquierda radical en Castellón, donde los violentos manifestantes amenazaron a los líderes y simpatizantes de VOX con mandarlos “al paredón”, lo que provocó que tuvieran que ser protegidos por la Policía.

“¡Venga Fachitas, al paredón!” y “¡Paseíllo al paredón y pum, pum, pum!”, fueron algunas de las amenazas que tuvieron que aguantar por parte de algunos de los autodenominados“antifascistas” y feministas que se habían organizado a través de las redes sociales para tratar de boicotear el acto.

Deja un comentario